Ayuda a necesidades básicas / Voluntariado / 12/04/2019

Un ropero a la última moda

Publicado por: Jordi Julià Sala-Bellsolell

Hace cinco años que la Cáritas Parroquial de Premià de Dalt gestiona un ropero ubicado en la Parroquia de Sant Pere. Jacinta y Anna son dos de voluntarias que hacen posible el buen funcionamiento de este proyecto, y hoy nos han abierto las puertas del ropero para que conozcamos su funcionamiento

Cada miércoles y sábado, Jacinta, Anna y tres voluntarias más se encargan de organizar el ropero de Cáritas situado en la casa del Terçó, un espacio parroquial donde se ofrece y se intercambia ropa de segunda mano. «En el ropero puedes encontrar piezas de ropa, pero también se ha transformado en un punto de encuentro del pueblo», explica Jacinta. El ropero es un proyecto abierto, donde cualquier persona puede adquirir ropa de segunda mano. «En aquellos casos en que la persona viene a buscar ropa por necesidad, da una cantidad simbólica de uno o dos euros, en función de la pieza», indica Anna. En cambio, aquellas personas que vienen en busca de prendas a un buen precio, hacen un donativo superior.

El ropero abre los miércoles por la tarde y los sábados por la mañana, y semanalmente asisten unas 30 personas. Los donativos que se recogen van destinados a la Cáritas Parroquial de Premià de Dalt, que ayuda económicamente a aquellas familias que tienen dificultades para llegar a fin de mes o cubrir sus necesidades básicas.

Una organización ejemplar

Anna nos cuenta que todas las prendas provienen de donativos particulares. «Cuando nos llega la ropa, la clasificamos. Aquellas prendas que se encuentran en buen estado las distribuimos en función de la temporada, si es para hombre o mujer o si es para niños”. La ropa que se expone en el ropero cambia en funciones de la temporada y de los donativos que llegan, así que cada semana se pueden encontrar novedades. En aquellos casos donde la ropa no puede aprovecharse, las voluntarias del ropero la embolsan y se lleva a la planta de la Fundació Formació i Treball (FiT) ubicada en Sant Esteve Sesrovires.

Un cambio en positivo

Jacinta, que hace 39 años que es voluntaria, nos cuenta que antes daban la bolsa de comida y la ropa a las personas que necesitaban la ayuda de Cáritas. Ahora, sin embargo, el concepto del ropero ha cambiado, y Jacinta considera que ha sido un cambio muy positivo. «Antes las personas no podían elegir lo que les dábamos. En cambio, ahora las personas vienen al ropero y eligen lo que quieren a cambio de un donativo simbólico. Es una dignificación del reparto, y el trato es muy diferente», afirma convencida. El ropero se ha transformado en un espacio de escucha, donde las personas pueden explicar y compartir sus problemas y preocupaciones.

Entregarse a los demás

Preguntando a Jacinta y a Anna el porqué de su voluntariado, afirman que las mueve un sentimiento de ayuda hacia los demás. «Decidí ser voluntaria de Cáritas por convicción con las ideas del evangelio, y el evangelio nos cuenta que debemos destinar parte de nuestro tiempo a estar al lado de los que más sufren», dice convencida Jacinta. Por su parte, Anna se jubiló hará unos seis años, y en ese momento eligió un voluntariado que pudiera beneficiar a las personas. «Hago todo lo que pueda servir para mejorar la vida de las personas, y es una experiencia que no tiene precio».

Mossèn Josep Colomer, rector de la parroquia de Premià de Dalt, nos cuenta que la parroquia se ha ido adaptando a las necesidades de cada momento, y que lo más importante es garantizar un trabajo digno para todos. «No entiendo la parroquia sin Cáritas, y por lo tanto continuaremos apoyando en todo lo que mejore la vida de las personas que más sufren», concluye el mossèn.

Ha un donativo

Politólogo especializado en Comunicación Política y Social. Trabajando para sensibilizar y denunciar desde el Área de Comunicación y Relaciones Institucionales de Cáritas Diocesana de Barcelona. Dando voz a las personas vulnerables podremos construir una sociedad más justa.

Deja una respuesta

Apúntate a nuestra newsletter
imatge de tancament

Ayúdanos a ayudar

Haz un donativo
Simple Share Buttons